Cuaresma 2018

LA CUARESMA.

Tiempo para vivir intensamente nuestra fe.

“La Cuaresma es el tiempo privilegiado de la peregrinación interior hacia Aquél que es la fuente de la misericordia. Es una peregrinación en la que Él mismo nos acompaña a través del desierto de nuestra pobreza, sosteniéndonos en el camino hacia la alegría intensa de la Pascua. Incluso en el «valle oscuro» del que habla el salmista (Sal 23,4), mientras el tentador nos mueve a desesperarnos o a confiar de manera ilusoria en nuestras propias fuerzas, Dios nos guarda y nos sostiene. Efectivamente, hoy el Señor escucha también el grito de las multitudes hambrientas de alegría, de paz y de amor.
Celebramos hoy,  18 de Febrero, unidos a toda la Iglesia, el PRIMER DOMINGO DE CUARESMA. El miércoles, con la imposición de la ceniza comenzábamos a recorrer un camino de cuarenta días que nos llevará a la celebración de los misterios centrales de nuestra fe: La muerte y la resurrección de Nuestro Señor. Necesitamos prepararnos para estas celebraciones por medio del esfuerzo, de la oración, del sacrificio, del ejercicio de la fraternidad y la solidaridad. Jesús es para nosotros camino y maestro para llegar a Dios y esta cuaresma puede ser una buena oportunidad para vivir este propósito. También será la oportunidad para reconocer nuestros errores y dar un cambio a nuestra vida. Dios nos ofrece su mano, su perdón y su amor.